SSVP Madrid
Marzo 2018
La Sociedad de San Vicente de Paúl en España realizó, durante los días 17 y 18 de marzo, las Jornadas Nacionales de Espiritualidad.
Estas Jornadas, que tradicionalmente organiza el Consejo Superior de España, tienen como objetivo la formación espiritual de los consocios, coincidiendo con el tiempo de Cuaresma, asistiendo una representación de diferentes Consejos de Zona.

Bajo la dirección espiritual del Asesor Religioso Nacional, P. Mitxel Olabuénaga, los consocios que participaron de estas Jornadas pudieron reflexionar sobre un tema central, “el seguimiento de Jesús” dividido en tres reflexiones espirituales, “la llamada y respuesta: (1) para qué, (2) cómo y (3) con quién”.

Dentro de la primera reflexión, “la llamada y seguimiento: para qué”, el P. Mitxel nos dejó una serie de condiciones que tienen que darse para seguir a Cristo. Habló de la libertad y de la disponibilidad que es necesaria para este seguimiento, de la relación de amistad con Cristo y del compromiso que se adquiere al caminar con él, la audacia para vencer los miedos y la radicalidad que Cristo pide en este camino, así como las renuncias que conllevan ir con Él. Y. por último, el seguimiento a Jesús necesita de la alegría del cristiano, alegría que se vive necesariamente en comunidad y que se marca un fin utópico pero que con la ayuda de Cristo se hace alcanzable.

La segunda reflexión, “la llamada y seguimiento: cómo” se desarrolló con el hilo conductor de las virtudes vicencianas. La sencillez, que como dijo San Vicente “es la virtud que más amo”. La humildad, que “nos capacita para reconocer y admitir nuestras limitaciones y debilidades”. La mansedumbre: “un estilo amable gana los corazones y les atrae”. La mortificación, sinónimo de renuncia y entrega. Y el celo apostólico, celo por las almas, que prepara un corazón compasivo, lleno de entusiasmo y verdadera preocupación por los pobres.

La tercera reflexión, “la llamada y respuesta: con quién” nos habla de la capacidad de adaptarse a los tiempos, de tener una identidad y un carisma bien definido para poder colaborar desde nuestra propia identidad. De una institución abierta, de consocios activos y participativos que tomen responsabilidades y busquen la forma de implicar a los demás, a la propia Familia Vicenciana y a otras instituciones que tengan afinidad con nuestra Misión.

Las Jornadas de Espiritualidad se desarrollaron en un magnífico ambiente fraterno y con una gran disposición para compartir y remover nuestra fe para mejorar como cristianos, siempre con la impronta del carisma vicenciano. Para todos los que participaron en ellas fue un verdadero regalo. Agradecer al P. Mitxel Olabuénaga C.M. por sus reflexiones, al P. Miguel Sánchez C.M. por su visita (actualmente realizando su servicio en Almería), a todos los que asistieron a las Jornadas de muy diversos lugares de España y a la Conferencia de Jóvenes Santa Catalina Labouré de Jerez, por poner el entusiasmo propio de la juventud y ambientar con música y canto las eucaristías del encuentro.


Ver Reflexiones


Conferencia de Jóvenes Santa Catalina Labouré (Jerez)


Eucaristía - Jornadas de Espiritualidad


P. Mitxel Olabuénaga en uno de los momentos de la Reflexión Espiritual


Visita del P. Miguel Sánchez C.M.


Momento de reflexión espiritual





Sociedad de San Vicente de Paúl
Consejo Superior de España
C/ San Pedro, 3 - 28014 Madrid
Telf.: 91 369 79 90
ssvp@ssvp.es




Formato .pdf